Navarra pone el foco en la reputación de las universidades

La Universidad de Navarra ha cerrado esta semana un interesante  congreso sobre la “reputación” de los centros de educación superior, a nivel mundial. Nos referimos al Building Universities’ Reputation, el único foro internacional sobre reputación de universidades que se organiza cada dos años con la colaboración de instituciones como la Conferencia de Rectores de Universidades españolas, Universia, el British Council, el observatorio internacional de rankings (IREG) y asociaciones de universidades como CASE y “World 100 Reputation Network”. Bajo el lema, “Entender la perspectiva del alumno: claves para una estrategia de reputación”, ha congregado a 45 ponentes, entre los que se encuentran representantes de los rankings internacionales y expertos en educación superior como Marijk van der Wende, de la Universidad de Utrecht; o Hans de Wit, director del ‘Center for International Higher Education’ del Boston College de Estados Unidos.

Un clima de compromiso y participación marcó las dos  jornadas del jueves 30 y viernes 31 de marzo en Pamplona. De edades diferentes y procedencias geográficas  diversas, las casi tres centenas de  participantes hicieron que las sesiones  se  sucedieran con entusiasmo, pero  a la vez, con el rigor que caracteriza  a los eventos que marcan un hito en el ámbito de un binomio “educación y sociedad” que tanto lo necesita.

 

FOTO   Universidad de Navarra (De izq. a dcha.) Erwina Stojeck, del Dublin Institute of Technology; Laura Venzal, delegada de la Universidad de Navarra; Jack Hampton, presidente de la Student’s Union de la Universidad de Oxford; Adriana Pérez, de la Universidad Autónoma de Madrid; y  Elna Victoria Bendeck, alumna internacional de Honduras.

 

“Los rankings son un punto de referencia, pero es difícil captar con índices la esencia de una universidad”, advirtieron en la Universidad de Navarra los responsables de algunos rankings más prestigiosos sobre educación superior. Dasha Karzunina, de QS Rankings; Seeta Bhardwa, de Times Higher Education (THE); Ángela Mediavilla, de la Fundación CYD U-Multirank; y Francisco Pérez, de IVIE, intervinieron en la mesa redonda ‘¿Cómo interactúan los rankings con las expectativas de los estudiantes?’ del Congreso Building Universities’ Reputation (BUR).

En primer lugar, la representante de QS Rankings Dasha Karzunina explicó que estos se tratan de herramientas útiles porque “es imposible tener toda la información de las universidades” y ayudan a filtrar, sobre todo para los alumnos internacionales. Apuntó asimismo que en los países asiáticos hay una obsesión por los rankings, mientras que los occidentales confían menos en ellos. “Los estudiantes valoran la calidad de la enseñanza y la experiencia, así como la posibilidad de encontrar trabajo”, afirmó, motivo por el que la empleabilidad se incluye en la información más importante.

Por su parte, Ángela Mediavilla sugirió que los rankings no deben cubrir toda la información que un alumno demanda, pues aquellos “que se centran en el rendimiento global no ayudan a tomar decisiones”. En cambio, para el miembro de CYD U-Multirank, resulta necesario que estos se refieran a campos específicos de conocimiento. Respecto a estas clasificaciones, señaló una diferencia entre los estudiantes (de Bachillerato o universitarios) y recordó la importancia de los centros educativos y las administraciones públicas también como destinatarios.

Finalmente, el moderador del encuentro Francisco Pérez, de IVIE, destacó la revolución que los rankings han supuesto para la reputación de las instituciones académicas, y algunas de sus consecuencias positivas. Además de centrar la atención de los resultados, “ha aumentado el nivel de competencia entre las universidades y suponen un incentivo para la transparencia”, concluyó.

Por otra parte  han dicho los alumnos: “Nos convertimos en la cara y la voz de la Universidad”, fue una de las conclusiones de cinco representantes estudiantiles que participaron en la mesa redonda ‘Oportunidades de los estudiantes, voces de los mismos’.

 

Foto Universidad de Navarra.
El presidente de la Unión de Estudiantes de la Universidad de Oxford, Jack Hampton,  ha insistido en la importancia de empoderar a los alumnos tanto para su propio beneficio como el de la universidad

Como ‘consumidor’, el estudiante tiene una mayor conciencia sobre su derecho a elegir un mejor servicio

La moderadora del encuentro Adriana Pérez, de la Universidad Autónoma de Madrid, reivindicó una mayor implicación de los estudiantes en el aprendizaje y la calidad de la enseñanza: “Los alumnos deberían estar en el centro de la toma de decisiones, como socios y stakeholders”.

Mientras que  la delegada de la Universidad de Navarra, Laura Venzal, identificó la oportunidad de crecimiento personal como clave para la reputación. “Esta idea se ignora en muchas ocasiones. Sin embargo, cobra relevancia una vez que se llega a la etapa académica y permanece en los antiguos alumnos cuando piensan en el valor de su universidad”.

 

Sully Fuentes

Authors
Top